Muchas casas antiguas están realizadas con madera, no en su totalidad pero sí en parte de su interior, por lo que para conservar la madera en perfecto estado hay que hacerle algo de mantenimiento, sobre todo teniendo en cuenta que generalmente esta madera no habrá sido tratada con barniz.

Para conservar la madera sin que se deteriore se tiene que dar pasadas de lija suaves al menos una vez al año, preferiblemente dos, aplicando una capa de aceite de linaza para impermeabilizar la superficie.

Los acabados lacados se pueden limpiar con agua, jabón neutro y un paño suave que no dañe la madera. No se recomiendan productos abrasivos ni estropajos, basta con lo comentado anteriormente.

Los muebles encerados o madera encerada se tienen que limpiar con aguarrás. Después se vuelve a encerar y pulir para recuperar su belleza natural.

Los acabados de barniz se pueden dar con un paño que contenga vinagre de manzana para conservar su perfecto estado.

Imagen: Isabel 60

About The Author

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.