El parquet es un material muy utilizados en los suelos de los hogares, y si bien hace bonito se requieren sencillos pero constantes cuidados. Conservar el parquet es muy importante.

Un paño húmedo basta para limpiar el suelo, aunque hay que mantener una buena temperatura en la habitación evitando que la humedad llegue al suelo de cualquier manera, siendo la humedad del ambiente entre 35% y el 65%. Si se moja el parquet se debe retirar el líquido y eliminar la humedad, aunque también es malo tener un suelo muy seco, toda la eliminación de líquido se debe hacer inmediatamente. Mediante el pulido y barnizado se puede recuperar el parquet, a no ser que sea algo importante y se necesite cambiar.

Se debe evitar la arenilla, el polvo, la exposición directa al sol y todo lo que dañe el parquet. Se debe lijar y barnizar cada 10 años aproximadamente. Se debe evitar utilizar el calzado de calle para no dañar el parquet, sobre todo porque puede llevar polvo o arenilla con sí. Por tanto, se debe cambiar el calzado dentro de casa.

Para limpiar el polvo se debe utilizar una mopa o un aspirador.

About The Author

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.