Descongelar una tubería de agua

Sobre todo en el invierno y en las heladas, la tubería se puede llegar a congelar, sobre todo cuando se trata de las tuberías exteriores ya que las interiores difícilmente

Para descongelar las tuberías hay que abrir el grifo que alimentaría el tubo, y después se puede calentar el tubo. A la hora de calentar el tubo se debe utilizar un secador de pelo o un limpiador con aire caliente.

Otro truco consiste en cubrir el tubo que se ha congelado con trapos c que han sido mojados con agua caliente.

También, si tienes un poco de cuidado y precaución, puedes recurrir a la llama de soplete o de lámpara de soldar, en caso de que lo consideres mejor que los otros métodos o no los veas efectivos en tu caso.