Cómo tapar grietas grandes II (consideraciones y consejos)

Existen masillas especiales según el material en el que vamos a tapar la grieta, por eso si se trata de madera hay masillas especiales de diversos tonos, si se trata de escayola o yeso usaremos una masilla universal o las bandas tapagrietas, en caso de cemento o ladrillo debemos usar estos materiales.

Si vamos a pintar debemos lijar muy bien la zona además de usar reparadores especiales para la ocasión, lo mismo pasará si vamos a empapelar una pared, si se trata de ladrillo y queda al descubierto esto no es necesario.

Es muy importante limpiar toda la zona sin dejar restos ni polvos antes de empezar a cubrir la grieta, y después se aplica la masilla universal o lo que se vaya a necesitar, procurando que no se seque mientras se está trabajando con ella pero dejarla secar después.

A la hora de tapar grietas hay que mirar muy bien las medidas de la grieta que se va a tapar y tenerlo en cuenta a la hora de preparar todo el trabajo, esto es principalmente importante en el caso de las bandas tapagrietas, la opción que cuesta más dinero pero la más indicada para las personas que no tienen demasiados conocimientos y no quieren arriesgarse a hacerlo mal, precisamente por eso las más indicadas son las autoadhesivas, ya que sólo tienes que quitar la cobertura que protege el pegamento y pegarla en la pared teniendo en cuenta las medidas, aunque también pueden ser en forma de gasa usando una pasta hecha por ti con algo de yeso.

Con todas estas consideraciones puedes tanto tapar grietas pequeñas como tapar grietas grandes como incluso cubrir grietas medianas, siendo en algunos casos necesario cambiar la pieza por otra.

Escrito por bea | 14 de febrero de 2011 | 0 comentarios
Categorias: Arreglos rápidos y Pequeñas reparaciones | Etiquetas: , , ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta