Cómo desatascar las tuberías

Para desatascar las tuberías, y concretamente un sifón, se debe utilizar productos químicos desatascantes que se encuentran a la venta en tiendas y supermercados, normalmente a base de sosa cáustica. Hay varios productos que puedes comprar.

Sin embargo, antes de esto, puedes utilizar productos que tienes en casa, como la propia sosa cáustica o un litro de Cocacola. La Cocacola es un buen remedio para desatascar las tuberías, por lo que se puede poner un litro de este refresco y esperar a que haga efecto durante toda la noche. Otros remedios caseros para desatascar tuberías son utilizar vinagre con agua hirviendo, o incluso bicarbonato sódico.

Para el trabajo de desatascar tuberías, existen también ventosas desatascadoras que pueden ayudarnos en pequeños atascos, aunque no serán suficientes si es algo más importante. Por eso, si no son suficientes todas estas medidas, hay que extraer el sifón para limpiarlo, cuidando de que haya un sitio donde poner el agua que cae. Se puede cambiar la junta aprovechando la limpieza. Para limpiar el sifón, una vez quitado, podemos hacerlo con la mano o con la ayuda de un alambre.

Si una vez realizado todo esto resulta que no se ha desatascado, se puede utilizar un cable guía flexible para limpiar la tubería, empujando hasta dar lugar al problema del atasco. Cuando lo encontremos, debemos tirar del cable hasta fuera eliminando el problema del atasco.

Si esto no es suficiente, se debe contar con la ayuda de un fontanero, así que coge el teléfono de alguno de los fontaneros en Madrid, o en donde tú vivas.

Escrito por bea | 5 de mayo de 2011 | 0 comentarios
Categorias: Fontanería | Etiquetas: , ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta